Este blog no está vinculado ni es la página web oficial del Studio Ghibli.

miércoles, 4 de agosto de 2010

Puedo escuchar el mar, una apuesta 'fallida' del Studio

Arriba: portada japonesa de Umi ga Kikoeru

Puedo escuchar el mar
nació como un proyecto que iba a servir para buscar nuevas alternativas de futuro. De la mano de Tomomi Mochizuki, el director del film, el Studio Ghibli nos mete en una historia de instituto, de clases sociales, que no dejará indiferente a nadie. Sí, aunque parezca utópico, el Studio Ghibli hizo una película de un trío amoroso. La película está basada en la novela de Himuko Saeko.

Surgimiento

El Studio Ghibli quería y debía dar una oportunidad de estrenarse a los animadores y profesionales más jóvenes del Studio. El Studio había dejado de ser un proyecto fantasioso que dependía tan solo de Miyazaki y, en menor medida, de Takahata. Es por ello que, una vez sentadas las bases del Studio, con su filosofía y, sobre todo, con sus películas, ya era hora de dar la oportunidad a las jóvenes generaciones, llenas de ilusión por emular a sus ídolos del mundo de la animación. Este proyecto no se estrenó en cines, sino que directamente fue estrenado en la NTV el día de los niños, 5 de mayo, y con motivo del cuarenta aniversario de la cadena.
Arriba: Taku Morisaki y Rikako Muto paseando por Tokyo

Sinopsis

Para Taku Morisaki y su amigo Matsuno Yutaka está transcurriendo un verano completamente normal. Exceptuando el hecho de que se haya suspendido el viaje de fin de curso y de que, como consuelo, se haya decidido realizar uno a Hawaii. Todo es normal, hasta que llega Rikako Muto, una fuera de serie tanto en deportes, como en los estudios y que además es muy guapa. Rápidamente, Yutaka queda prendado de Muto. Como Morisaki se da cuenta de ello, decide no decirle a su amigo que a él también le gusta Muto. Se realiza el viaje a Hawaii, pero resulta que a Rikako se le pierde todo el dinero, así que Taku y Yutaka deciden prestarle un poco a Muto. Después de la vuelta del viaje, Rikako es rechazada en el instituto, y sólo tiene una amiga, Yuki Kohama, con la que decide irse a un concierto de Rock en Osaka. Pero al final resulta que el viaje era desde el principio un viaje a Tokyo para ver al padre de Muto. Como Yuki no quiere ir, deciden que Taku acompañe a Rikako. Desde ese punto los sucesos suceden muy rápido. Matsuno es rechazado por Rikako, Yutaka, al darse cuenta de que a Taku le gustaba Rikako, le da un puñetazo... Pasan los años, y ya en la etapa universitaria Yutaka y Taku vuelven a encontrarse después de ese puñetazo, y se reconcilian. ¿Qué sucederá con Rikako?

Arriba: Rikako Muto

Aspecto técnico

En cuanto al aspecto técnico de la película, es perfecto, como en todos los proyectos del Studio. Quizá lo que menos me convenza sea el diseño de los personajes, dado que en la silueta tienen una estela blanca que resulta muy original a la vez de sorprendente. Los fondos son preciosos, y en la escena en que Morisaki y Yutaka escuchan el mar se puede dar fe de ello.

Arriba: Taku Morisaki

Banda sonora

La banda sonora encaja a la perfección con la película. Para mi gusto, esta banda sonora y la de Susurros del Corazón, son las mejores bandas sonoras que no han sido realizadas por Hisaishi. Esta banda sonora está realizada por Shigeru Nagata.

Arriba: Shigeru Nagata


Ediciones españolas
Arriba: edición de Aurum de Puedo escuchar el mar

La única edición española de Puedo escuchar el mar es la realizada en el año 2009 por Aurum Producciones. Está edición no contiene más contenido extra que unos pocos trailers de la película, aun así es de agradecer que Aurum Producciones se haya encargado de la edición de este clásico del Studio que, a priori, es mucho menos comercial que otros como Nausicaä.

Trailer


Opinión

Este es, para mí uno de los clásicos inolvidables del Studio, que debe ser visionado por cualquier aficionado al que le guste el cine del Ghibli. Yo, que voy al instituto, me doy cuenta de lo bien que refleja este clásico ese espíritu de grupo, de clase social, de aceptación. Para mí, es uno de los mejores intentos del Studio por conseguir una alternativa de futuro a Miyazaki o a Takahata. Aparte, esta película contiene un momento Ghibli, que es cuando Morisaki y Yutaka escuchan el mar en el puerto de Kochi.


Arriba: momento Ghibli: Taku Morisaki y Matsuno Yutaka escuchando el mar

1 comentario:

  1. Lo llamativo de esta película es la ausencia de elementos fantásticos, lo que resulta bastante raro para ser el Studio Ghibli.

    Un saludo.

    ResponderEliminar